//Logística de transporte para una competencia

Logística de transporte para una competencia


El Endurance es un deporte ecuestre en el cual se pone a prueba la velocidad, habilidad y la resistencia física y psicológica de caballo y jinete, ya que ambos deben recorrer grandes distancias en un día, a través de los más diversos terrenos y contra el tiempo. Las carreras de resistencia se equiparan a una maratón para caballos sobre terreno natural. Reconocido como deporte internacional en 1978 por la FEI, un binomio cubrirá entre 80 y 160 km, por lo general en un solo día. En México existen categorías entre 30 y 60 km llamadas de distancia limitada o iniciación al Endurance.

Se compone de etapas o fases (una carrera de 80 km puede tener tres fases de 30, 20 y 20 km cada una). El número exacto puede variar de un evento a otro según la preferencia del organizador.

El bienestar de los caballos es estrictamente controlado; frecuencia cardiaca, deshidratación, cojera y fatiga, son condiciones de salud controladas por el personal veterinario antes, durante y después de la carrera. Se realiza una verificación completa de la condición al final de cada fase y se impone un periodo de descanso obligatorio antes de tomar la decisión sobre si el equino está en forma y es capaz de continuar. Si hay alguna duda, el binomio será eliminado.

Cuándo llegar al evento

Pero la travesía no inicia en la largada; los caballos deben de entrenarse según la categoría, semanas o meses antes de viajar. Muchos novatos preguntan cuándo es mejor transportar a sus caballos y depende de varios factores, del horario de arranque de la categoría, la distancia del viaje en el remolque y las preferencias del jinete con respecto a su caballo.

La forma ideal de analizarlo es comenzando con la hora de arranque de la categoría. Las competencias en México suelen ser de un solo día (sábado o domingo), y por lo menos una vez al año se organiza un evento multidía donde el mismo binomio compite en ambos.

Cuando es en un solo día los horarios de arranque suelen ser: 7 u 8 am para 80 km; 9 o 10 am para 60 km y 10 u 11am para iniciación (30 km). Por reglamento el caballo debe haber aprobado la revisión veterinaria previa a más tardar una hora antes del horario de arranque de la categoría y no antes de la hora de apertura del vet gate o revisión veterinaria de la tarde anterior.

La excitación de otros caballos alrededor, sumada a la natural locura por las yeguas, pueden influir un poco en el nivel de su frecuencia cardiaca. Siempre es bueno presentarlos la tarde anterior al momento de abrir el vet gate o poco antes del cierre, cuando hay menos caballos.

Otra opción sería muy temprano el día de la competencia, pero nunca cerca de la hora de cierre. Las prisas pueden traer complicaciones, transmitir ese nerviosismo al caballo y tener que hacer fila para presentarlo; si son muchos y se cierra el vet gate mientras se espera será quedar fuera de la competencia.

¿Llegar el mismo día?

En ocasiones los jinetes no viajan con sus caballos al sitio del evento; no se recomienda a menos que se viaje menos de una hora y no se compita en más de 30 km. Si el caballo vive muy cerca y competirá en los 30 km podría viajar ese mismo día, pero que llegue al menos una hora antes de la apertura del vet gate para que pueda aclimatarse (siempre se excitan en lugares nuevos), así al presentarlo ya se habrá relajado. Pero si compiten en categorías mayores o viven a más de una hora no se recomienda llegar el mismo día de la competencia.

Una tarde antes del evento se debe asistir a la junta técnica. La mayoría de los novatos no lo hacen (no hay una penalización expresa para los ausentes). Pero ahí se dan detalles primordiales para el bienestar, seguridad del binomio, información técnica valiosa sobre la ruta y reglamentos. Faltar los afecta, poniendo en riesgo su participación.

¿Cuanto tiempo antes es conveniente?

Pueden llegar con anticipación para que el caballo se aclimate. Estos eventos siempre ofrecen caballerizas en renta y es el mismo costo sin importar cuántas noches permanezca. Hay que preguntar a la organización sobre la disponibilidad (suelen ser de dos a cuatro noches antes del evento).

Es bueno llegar con antipación una noche por cada cinco horas de viaje; si el caballo viaja cinco horas hay que llegar al menos una noche antes de la apertura del vet gate. Por cada cinco horas extras de viaje sumemos una noche más de aclimatación en la sede.

Es notorio en el desempeño del caballo tomar en cuenta esta planeación para darle tiempo para descansar y recuperarse del estrés del viaje. Siempre se debe anteponer su bienestar y salud por sobre todas las cosas.